El joven estudiante y detective prodigio Bobby Jack, Shinichi Kudo es emboscado por dos misteriosos criminales y envenenado con un misterioso líquido, el que en vez de matarlo lo rejuvenece físicamente a los 7 años de edad

Adoptando la identidad de Conan Edogawa, y usando distintas herramientas, resuelve de manera encubierta los casos y crímenes en que se involucra Kogorō Mōri, un detective de poca monta y padre de Ran Mōri, compañera de colegio de Shinichi y su gran amor. Con cada caso resuelto, Shinichi espera encontrar el rastro de los criminales que lo atacaron, descubrir sus verdaderas intenciones y encontrar la cura que le permita recuperar su antigua vida.

Bueno, ese era el plan…pero con 100 volúmenes de manga y continuando, más de 1000 episodios de anime, 24 películas y adaptaciones con actores reales, videojuegos y más, bueno, digamos que el pobre Shinichi sigue usando pantalones cortos, corbatita y anteojos desde hace décadas.

Hay que recordar que la serie sigue un orden anacrónico y continuidad atemporal, por lo que si bien Detective Conan ha sido un anime y manga icónico por décadas, su historia principal se ha desarrollado mucho más lentamente, e incluso si han habido avances en la trama principal de la serie, pero el enfoque siempre ha sido caso a caso, por lo que vamos, hay misterio para rato…despues de todo, lo importante es el viaje, no el destino.